El live-action de Prison School se estrenará en la televisión nipona el 25 de octubre y ya tenemos más info de sus protagonistas.

Prison School

La web del live-action del manga Prison School (Kangoku Gakuen), creado por Akira Hiramoto, ha desvelado el nombre del actor que dará vida a Jōji Nezu, alias Joe. Así, Daiki Miyagi será quien dé vida a este misterioso y enfermizo alumno de la academia Hachimitsu. De esta manera, el reparto de la obra queda de la siguiente manera:

  • Taishi Nakagawa: Kyoshi.
  • Hirona Yamazaki: Mari Kurihara (presidenta del Consejo Estudiantil).
  • Aoi Morikawa: Hana Midorikawa (secretaria del Consejo Estudiantil)
  • Asana Mamoru: Meiko Shiraki (vicesecretaria del Consejo Estudiantil).
  • Tokio Emoto: Takehito Morokuzu (alias Gakuto).
  • Masato Yano: Shingo Wakamoto.
  • Galigaligalixon: Reiji Andō (alias Andre).
  • Masahiro Takashima: Director de la academia Hachimitsu.
  • Rena Takeda: Chiyo.
  • Yūko Araki: Anzu.

La página ha confirmado que la banda de rock HaKu se encargará de interpretar el opening del live-action. Este llevará por título Shōdō. Asimismo, se ha publicado un nuevo cartel promocional del proyecto. Por su parte, el canal de televisión MBS ha emitido un primer vídeo promocional de esta nueva serie.

El live-action de Prison School estará producido por el estudio ROBOT y dirigido por Noboru Iguchi. Este comenzará a emitirse el próximo 25 de octubre en el canal MBS. Desde el 27 de octubre también podrá verse en el canal TBS.

El manga original es obra de Akira Hiramoto y comenzó a publicarse en la Weekly Young Magazine en febrero de 2011. En él se narra la historia de la academia privada Hachimitsu, una institución tradicionalmente femenina que decide abrir sus puertas a los estudiantes masculinos a pesar de las reticencias de un sector del alumnado y el profesorado. Kiyoshi Fujino, Takehito Morokuzu (alias Gakuto), Shingo Wakamoto, Jouji Nezu (alias Joe) y Reiji Andou (alias Andre) son los cinco afortunados que consiguen acceder a estudiar en este instituto tan exigente. Sin embargo, sus esperanzas escolares se irán al traste cuando sean acusados por el Consejo Estudiantil de haber espiado a las chicas en el baño, lo que les costará una pena de prisión y de trabajos forzados en una pequeña cárcel dentro de las instalaciones del centro.

Prison School

Fuente: ANN