Sega informa a Famitsu en una entrevista que han aprendido mucho de Atlus y que quieren lanzar juegos de calidad.

Sega Sonic

Sega no es ni el reflejo de lo que fue hace una década y cuesta -y duele- compararla con la Sega de la época Mega Drive. Desde luego, esta reputación se la han ganado a base de lanzar al mercado juegos lamentables que no cumplían con los mínimos establecidos para que un juego fuera disfrutable, algo que finalmente se ha notado en las ventas y que ha hundido la marca en la miseria. Toda esta realidad podría cambiar en los próximos años si lo que ha dicho a Famitsu su nuevo presidente, Hajime Satomi, se hace realidad y no deja de ser una declaración de intenciones de cara a la galería.

Te dejamos la entrevista que Siliconera ha traducido de Famitsu y que nosotros hemos retraducido al español solo para ti.

En primer lugar, Famitsu ha preguntado a Satomi sobre el mercado de consolas domésticas.

«Puede parecer escaso si lo miras desde el punto de vista del mercado japonés, pero a escala global PlayStation 4 tiene un record de ventas histórico, por lo que creo que hay una buena oportunidad de mercado en ella».

En cuanto al lanzamiento de juegos de corte japonés en otros mercados, como ha ocurrido con Yakuza Zero en China con un inesperado éxito, Satomi asegura que han aprendido mucho de Atlus en este punto.

«Hemos aprendido mucho de Atlus de cómo funciona el mercado occidental. Si podemos hacer un juego de suficiente calidad, creo que existen muchas posibilidades para que funcione bien incluso en occidente, ya que hay jugadores a los que les gustan los juegos japoneses.»

Ahora llega la pregunta del millón para Sega. ¿En qué os centráis más a la hora de hacer juegos para consolas domésticas? La respuesta ha sido muy positiva.

«He estado hablando con los empleados sobre cómo deberíamos de empezar a tener más en cuenta la calidad, especialmente en Norteamérica y Europa, donde se centran más en las fechas de salida. Creo que si no pudiéramos mantener la calidad, sería mejor no sacar nada al mercado. Hemos dado lo mejor de nosotros para construir una relación de mutua confianza entre nosotros y los fans de Sega más veteranos, pero si echamos un vistazo atrás, han habido algunos juegos que han traicionado parcialmente su confianza en los pasados diez años.»

Después de esta declaración de intenciones, Famitsu quería saber si lanzarían algo interesante de cara a la segunda mitad de año. La respuesta, de nuevo inesperada, ha sido realista.

«Ahora nos estamos tomando muy en serio la calidad de nuestros juegos, por lo que no puedo prometer nada en ese espacio de tiempo. De todas formas, creo que anunciaremos algo para consolas de sobremesa en el Tokyo Game Show.»

Finalmente, Famitsu preguntó a Satomi qué podemos esperar de Sega en el futuro.

«Sega en los años noventa era conocida por su marca, pero después de eso, hemos perdido confianza y nos hemos quedado con nada más que reputación. Por esta razón nos gustaría volver a ganarnos la confianza de nuestros consumidores y ser de nuevo una ‘marca reconocida'»

Talonianos, ¿qué os ha parecido? A mí me han gustado las respuestas y la declaración de intenciones. Además, es muy positivo ver entonar el mea culpa a una compañía. Ahora bien, yo necesito hechos, y si hablamos de la Sega de ahora necesito muuuuchos hechos.