Desde hace aproximadamente un año largo se ha puesto de moda en Japón unas figuritas para decorar los vasos que reciben el nombre de Puttito. La primera colección era una muñequita de apenas unos centímetro de largo, de una colegiala que se colgaba del vaso…