El blanco, el negro y el rojo intenso no necesitan de ningún otro color para mostrar una belleza impactante. O al menos, eso es lo que ocurre en Monochroma. La unión de estos tonos, junto al sonido de la lluvia y de los coches, reflejan…