Peter Molyneux, allá donde estés, tienes que estar revolcándote de la risa después de ver que Microsoft no sabe hacer ni la o con un canuto sin ti, algo que ha quedado patente con la cancelación de Fable Legends y con la más que posible clausura de Lionhead Studios. Pero Peter, que no se te suba a la cabeza, que nos vendiste la moto con Fable, nos la revendiste con Fable 2 y nos la intentaste colar con la tercera entrega. ¡Eso sí, con el juego chuchurrío de Kinect no coló, ¿eh?!

En fin. La noticia se ha dado a conocer a través del portal de Xbox con el siguiente comunicado:

«Después de estudiarlo con mucho detenimiento hemos decidido cancelar el desarrollo de Fable Legends y estamos en conversaciones con los empleados para cerrar Lionhead Studios en UK.
Bla bla bla bla bla bla estamos encantados con todos los fans que ha tenido la saga Fable en la pasada década bla bla bla bla»

Pero Microsoft , cuando se pone a chapar estudios y a cancelar producciones, pues no hay quien lo pare. Así que ha decidido cerrar también el estudio danés Press Play, encargados de desarrollar Max: The Curse of Brotherhood:

«Estas han sido unas decisiones muy duras y no las hemos tomado a la ligera ni son un reflejo de esos grupos de desarrollo. Somos increíblemente afortunados de tener el talento, la creatividad y el compromiso de esos estudios.»

En fin, queridos amigos, ya teníais que saber que cuando Billy compra algo nunca es bueno de cara al trabajador. ¡Y si no que se lo pregunten al bueno de Homer!