Kaichō wa Maid-sama!, el conocido manga de Hiro Fujiwara, es la nueva licencia que Ivréa ha confirmado recientemente. Preparaos, talonianos, porque Usui y Misaki están más cerca que nunca de venirse a nuestras casas.

Kaichō wa Maid-sama! Usui

A través de las redes sociales la editorial Ivréa ha confirmado que se ha hecho con los derechos de publicación del manga Kaichō wa Maid-sama!, conocido shōjo de Hiro Fujiwara. El primero de los dieciocho tomos que componen la serie se podrá conseguir el próximo mes de agosto y la periodicidad de la serie será mensual. Cada volumen tendrá un precio de venta al público de 8€.

Kaichō wa Maid-sama! nació en las páginas de la revista LaLa en diciembre de 2005 y finalizó en septiembre de 2013 tras la publicación del último tomo. Aparte, la serie cuenta con una adaptación animada de veintiséis episodios y una OVA especial que se emitió en Japón entre abril y septiembre de 2010. Este anime abarca los ocho primeros volúmenes de la historia original.

Misaki Ayuzawa es la presidenta del Consejo de Estudiantes del instituto Seika, que desde hace poco tiempo se ha convertido en un instituto mixto, ya que antes era un lugar enteramente masculino. La protagonista es conocida por ser una chica tremendamente exigente y agresiva con los chicos porque quiere que las chicas nuevas se encuentren a gusto en su lugar de estudio y que no abusen de ellas. Esta actitud tan violenta hace que más de uno la tema e incluso la odie, pero eso a ella le da igual con tal de llevar a cabo su tarea. Lo que sus compañeros de instituto no saben es que Misaki guarda un secreto muy importante: por las tardes trabaja en un Maid Cafe, conocido como el Maid Latte, en el que las camareras deben vestirse con un atuendo de sirvienta y tienen que tratar a los clientes de una manera educada y servicial, como si fueran sus amos. Por esto, Misaki decide no contárselo a nadie, ya que su fama de dura se desmoronaría y nadie la tomaría en serio.

Por otro lado, Usui Takumi es el muchacho más popular del instituto tanto entre las chicas como entre los chicos. Reservado y poco hablador, prefiere mantenerse al margen de las situaciones y observar todo lo que ocurre a su alrededor y analizarlo con minuciosidad. En el instituto no deja de prestar atención a Misaki, ya que le hace mucha gracia su actitud.

Un día, cuando Misaki sale por la puerta de atrás del Maid Latte para tirar la basura, se encuentra por casualidad con Usui, quien está dando un paseo. El muchacho se queda mirando el atuendo que lleva la chica y le despierta aún más curiosidad, por lo que decide acudir cada día al café para “fastidiar” a una Misaki que teme que el chico desvele su secreto. A partir de ese momento las situaciones románticas y ambiguas comenzarán a sucederse entre ellos en un marco estudiantil lleno de humor.

Kaichō wa Maid-sama!

Fuente: Ivréa