Si recordáis bien, el lunes os informábamos que el siempre peregrino Michael Pachter afirmaba rotundamente que el Wii U Pro Controller había sido creado debido a la presión de Activision, ya que en caso de no tener un mando semejante, la consola de Nintendo se quedaría sin su correspondiente ración de Call of Duty.

No obstante, ahora ha indicado al medio Venture Beat que sus afirmaciones están basadas en «sumar 2+2 para concluir que Activision los presionó [a Nintendo]. No sé esto de primera o de tercera mano, nadie me lo ha dicho. Estoy deduciendo por lo que sabemos; es una suposición educada. Además, Mark Lamia [de Treyarch] hizo un comentario en el E3 de cómo el Pro Controller parecía hecho a medida para Call of Duty: Black Ops II, que es lo que me llevó a concluir que Activision los presionó».

¿Cuál será el próximo augurio de nuestro oráculo favorito? ¿Quizás el regreso de Sega como creadora de consolas? O mejor aún, ¿el anuncio de Final Fantasy Versus XIII para Spectrum? Os mantendremos informados.