El Presidente de Nintendo, Satoru Iwata, ha realizado varios comentarios interesantes sobre las ventas de 3DS a nivel mundial en la última reunión con los accionistas de la compañía de Kioto.

Iwata-san ha admitido que a pesar de los buenos resultados de 3DS en Japón, por encima incluso de las previsiones, la portátil tridimensional no está funcionando tan bien como esperaban en Occidente.

«Considerando que Estados Unidos y Europa son mercados mayores que Japón en términos de volumen de población, las ventas en dichos territorios deberían ser mayores», confesó el CEO de Nintendo.

Que no haya dudas. El de la imagen pequeña con bigote sí era Iwata; este señor es tan sólo un cliente nipón entusiasmado con su 3DS.


Y es que desde principios de año, 3DS ha conseguido un promedio de 83.000 unidades vendidas por semana en el archipiélago japonés (y de manera bastante regular, además). Unas cifras incluso mejores que su predecesora, Nintendo DS, consola más vendida de la historia. (Desde principios de año, las ventas semanales en los otros dos territorios, Europa y EE.UU., son aproximadamente de la mitad: unas 40.000 en cada mercado).

«La cuota de ventas de Nintendo 3DS es actualmente de un 20% del total de mercado en dichos territorios [EE.UU. y Europa]. Por tanto, podemos decir que aún no hemos alcanzado una buen ritmo de ventas [allí]», ha comentado Satoru Iwata. «Para los inversores que entiendan esta situación, probablemente piensen que nuestra situación a nivel de ingresos no se invertirá tal y como habíamos comentado, o creerán que tardaremos mucho más de lo previsto en volver a generar beneficios», sentenció.

Vía: VG247