Regresamos con la sección Japan Import, en la que os mostramos algunas de nuestras más preciadas posesiones. Objetos que solo están disponibles en territorio nipón y que, en caso de quererlos adquirir, los aficionados debemos recurrir a la importación, lo que puede llegar a complicar y encarecer significativamente el proceso de compra.

Portales como eBay, Yahoo Auctions Japan, algunas tiendas online y hasta contactos en el país del sol naciente son algunas de las vías por las que acceder a tan codiciados productos. Aunque con el tipo de cambio €/yen actual (1€ = 98 yenes y bajando) resulta realmente caro el comprar cualquier cosa en Japón. Que tiempos aquellos (2007) en los que el yen era como la peseta y nos daban 166 unidades por cada €uro, con lo que el importar era un chollo…

En esta ocasión, el usuario del foro Shinya Murata se ha animado a mostrarnos una consolaNintendo DS Lite de edición limitada de su colección particular. En concreto, la edición especial de Final Fantasy III Crystal Edition. Os dejo con los detalles del producto, su historia y una galería de imágenes.

(Introducción por Toni Galán)

Me gustaría aportar mi granito de arena con un articulo que, aunque no está protagonizado por un producto nuevo en el mercado, sí puede ser mostrado como un objeto importado de Japón y formar parte de esta sección.

Se trata de la Nintendo DS Lite Final Fantasy III Crystal Edition. Esta consola salió a la venta el mismo día del lanzamiento del juego en Japón el 24 de agosto del 2006. Es una versión limitada y numerada de Nintendo DS, en cuya tapa aparecen los 4 personajes principales del juego con atuendos de trabajo. La ilustración esta sacada de un artbook del juego realizado por Yoshida Akihiko. Aparte del logo inconfundible de los juegos de Final Fantasy de antaño, aparecen como decía los personajes: Luneth como guerrero, Arc como mago, Refia como devota e Ingus como mago rojo.

Esta edición no destacó por tener un muchos extras o contenido promocional, quedando en un simple pero bello pack con una DS Lite  ”blanco cristal”, con un puntero plateado, el juego en japonés, el cargador y las instrucciones de la consola.

Os cuento como curiosidad los detalles sobre el cómo pude hacerme con ella. Es una consola que compré directamente en una página japonesa a través de un amigo intermediario. Recuerdo que la estuve buscando desde que salió en Japón y, afortunadamente, la encontré a los dos meses de su salida en territorio nipón. Me costó 150€ (gastos de envío incluidos), menos dinero de lo que costaba comprar una DS estándar nueva en España en el año 2006.

En mi caso me tocó la consola número 16.266 y, aparte de poner fotos de la misma, he querido añadir para la ocasión el remake del juego en su versión española haciendo compañia a esta edición japonesa.

Sin duda  (y en mi modesta opinión), una de las Nintendo DS más bonitas de las que han salido al mercado.

[widgetkit id=17]